Por primera vez los candidatos presidenciales debaten sobre Cultura y Economía Creativa

A sala llena se celebró en el GAM el primer debate presidencial sobre Cultura y Economía Creativa, organizado por el Observatorio de Políticas Culturales, el propio centro cultural, la Fundación Santiago Creativo y AdCultura, con el objetivo de conocer sus propuestas sobre políticas culturales que tendrían en sus respectivos programas de gobierno.

Los candidatos Carolina Goic, Alejandro Guillier y Marco Enríquez Ominami fueron los únicos candidatos a La Moneda que llegaron al foro, pues Beatriz Sánchez se excusó el mismo día por motivos de salud, mientras que Sebastián Piñera y José Antonio Kast habían declinado antes la invitación.

Si bien el foro se realizó casi a la misma hora que se jugaba el partido Chile-Brasil, el anfiteatro estuvo repleto de jóvenes artistas, creativos y gestores que, además de escuchar de primera mano los principales ejes de sus programas presidenciales relacionados con la cultura y la economía creativa, también pudieron hacer preguntas a los candidatos.

El candidato Alejandro Guillier se comprometió con un proyecto cultural nacional que contemple la creación de una radio nacional cultural y de un canal cultural de verdad, “porque la actual Televisión Nacional de Chile es un canal comercial más”. Además, respaldó el potenciamiento de una editorial nacional, y señaló que “es necesario que la sociedad desarrolle la necesidad interior por los aportes del mundo de la cultura en las distintas expresiones de arte y las distintas disciplinas. Y eso es un tema educacional que hoy debe extenderse a lo largo de todo el proceso formativo de las personas”.

Por su parte, la candidata Carolina Goic se refirió al proceso descentralizador que debe tener la cultura y la producción industrial creativa, y destacó la importancia del fomento de la lectura. “Yo aspiro a tener un programa para después de las horas de clase que además permita tener ahí actividades protegidas para los niños, donde el arte, el teatro, la música, la danza, las artes plásticas, sean fundamentales, para efectivamente incorporar la cultura en lo cotidiano”, explicó la candidata.

En tanto, el candidato Marco Enríquez Ominami fue categórico en la importancia de la Cultura en la vida de las personas –  “es más importante que la educación, pues nos acompaña toda la vida” –  y propuso que, para que haya más presupuesto para el sector, redestinar parte de los fondos destinados a Defensa para la cultura, especialmente para el fomento de la lectura. También propuso que las editoriales escolares sean chilenas y que los profesores tengan acceso gratuito a los libros. Finalmente, destacó que el 6% del empleo lo generan las industrias creativas en nuestro país y que aquí conocemos la cultura por la TV, a la que calificó como “la gran ausente hoy”.